La mujer del pelo rojo; un título imprescindible de Orhan Pamuk

Desarrollada mayoritariamente en parajes de Turquía, la trama principal gira entorno a Cem Bey; un joven alumno de bachillerato que se ve en la necesidad de trabajar como aprendiz de pocero a partir del repentino abandono de su padre. Impulsado por su situación económica, emprende un viaje desde Estambul hasta al pueblo de Öngören; lugar donde conoce a La Mujer del Pelo Rojo, una enigmática actriz de la que se enamora profundamente pese a la notable diferencia de edades. El autor de la obra, Orhan Pamuk (El museo de la inocencia) es reconocido doblemente a nivel internacional; tanto por haber ganado el Premio Nobel de Literatura en 2006, como por ser el primer escritor turco en ser laureado con este galardón.

Poco después de iniciado el relato, el lector es introducido en una problemática simple pero sustanciosa: el reto que supone encontrar agua en medio de un terreno desértico. Es así como el protagonista, junto con su maestro, Mahmut Usta y un segundo ayudante llamado Alí, comienzan lo que a primera vista se antoja como una labor poco menos que imposible. Armados tan solo con una pala, un pico y un rudimentario torno dispuesto para lo ocasión, el improvisado trio experimenta una serie de vicisitudes que ponen a prueba su temple, mientras tratan de cavar un pozo lo suficientemente profundo como para dar con el preciado líquido que subyace en los mantos freáticos del subsuelo.

Lee tambien: En la mente de un genio creativo: así era Salvador Dalí

Al termino de las extenuantes faenas, maestro y aprendiz emprenden expediciones al pueblo vecino para reabastecerse de hormigón, té y tabaco. De estas visitas nocturnas por las calles de Öngören, Cem descubre entre las penumbras a una despampanante pelirroja que le deja una impresión tan profunda, que su recuerdo lo persigue por el resto de su vida. Cuestiones como la paternidad, la traición y la culpa son elementos que se entrelazan constantemente alrededor de los personajes.

Con un sólido discurso narrativo, Pamuk elabora una compleja mezcla literaria que incluye temas como la religión, la política y las relaciones humanas. Al mismo tiempo juega en varias ocasiones con la temporalidad de los hechos y la voz del narrador; recursos que sin duda imprimen variedad y dinamismo a su obra. A lo anterior se añaden dos tragedias que el autor inyecta como paralelismos de la vida de los protagonistas: la de Sófocles con su muy famoso Edipo Rey, y la del poeta persa Ferdousí, que narra las desavenencias entre el guerrero Rostam y su hijo Sohrab. En ese sentido, tanto el parricidio como el filicidio adquieren especial importancia a lo largo de la novela.

Orhan Pamuk, Premio Nobel de Literatura 2006

En la recta final de la narración, el autor consigue dar un inesperado giro a la trama que corta de tajo todas las previsiones formuladas por el lector, para posteriormente cerrar con un final más que satisfactorio. Sin duda el toque maestro que separa una novela mediocre de un título memorable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s